miércoles, 29 de abril de 2009

22è Rally Girona






PRINCIPIO ESPERANZADOR

Una vez más empezábamos la carrera con el objetivo de estar en la llegada si o si.

En el primer tramo del día empezábamos con prudencia y a la expectativa de las reacciones del coche, ya que para este rallye optábamos por unos reglajes más "radicales" que hasta el momento. Enseguida notamos que el coche era otro y que la trasera por fin nos acompañaba como a mi me gusta, esquiando. Sin darnos cuenta llevábamos un bastante bueno y nos encontrábamos agusto por lo que al finalizar el tramo el tiempo no era del todo malo. Eso si, a mitad de tramo tuvimos un pequeño percance al querer adelantarnos el culo, y dándonos un aviso, como queriendo decir... ¡¡¡Eo que estoy aquí, no te pases!!! pero sin consecuencias.
En el segundo tramo, Osor, las cosas fueron tranquilas, con un ritmo constante y sin tomar riesgos, llegamos al final del tramo con otro buen resultado.

LA HORA DE LA VERDAD

En el tercer tramo las cosas ya estaban en su sitio, el coche iba como nos gusta, Miriam y yo nos encontrábamos agusto, las notas estaban bien, etc... por lo que era el momento de apretar un poquito más a ver que ocurre. Todo iba a pedir de boca ya que en el primer parcial que tomamos anteriormente, en el segundo cruce de Sant Miquel de Cladells, íbamos cuatro segundos mejor que en la primera pasada, pero aproximadamente un kilómetro después la puntera del palier dijo basta.
¡¡NO OTRA VEZ NO!! pensamos los dos en ese momento, la verdad es que no nos lo podíamos creer, ¡¡PERO SI ES TODO NUEVO!! dijo Miriam. Y así finalizó para nosotros la primera sección.

SÚPER RALLYE

Una vez detuvimos el coche en un lugar seguro y llamamos por teléfono a nuestra asistencia NDLracing, para avisarles de lo ocurrido, nos quedamos esperando a que abrieran el tramo y que nos vinieran a rescatar para poder arreglar el palier y pedir a la organización entrar de nuevo como super rallye.
Desde aquí agradeceros a todos los que mientras estábamos en el tramo de Cladells nos disteis vuestro apoyo.

NADA QUE GANAR MUCHO QUE PERDER

El segundo bucle y después de que los mecánicos de NDLracing arreglaran el coche, entramos en el parque cerrado, para así incorporarnos de nuevo a la carrera como súper rallye y como no, con el planteamiento de rodar y hacer kilómetros.
Tanto en el tramo de Els Angels como en el de Santa Peiaia pasábamos sin pena ni gloria y sin tomar ningún tipo de riesgo, sobre todo en la segunda pasada ya que al salir de los últimos la lluvia nos cogía algo más que a los primeros participantes.

FINAL DEL RALLYE

Aunque el rallye se nos truncó muy pronto, la verdad es que al finalizar la prueba gracias al súper rallye y que el coche por fin va como queríamos, el sabor de boca no es del todo malo y se puede decir que estamos contentos a pesar de lo sucedido.

La verdad es que el que no se consuela es porque no quiere y es que soy una persona optimista por naturaleza.

Hasta la próxima carrera

Prensa Oscar Barroso